domingo

Necesito ver su cara tanto como ver la lluvia para apagar el incendio que quedó. Ese lunes fue feriado que me dejó tan tirado, las pastillas o aquel estúpido amor. Animales callejeros que con magia me vendieron en pequeñas cuotas un nido marrón. Nos quedamos atascados en un mundo equivocado donde no existen las gracias ni el perdón. Tu perfume sabía a rosa y tus labios a esa cosa que me arranca y me destroza el corazón.


NENE TE EXTRAÑO, NENE TE EXTRAÑO
NENE TE EXTRAÑO TANTO QUE
NO PUEDO RESPIRAR.

No hay comentarios: