martes

CUANDO ALGO SE QUIEBRA Y ESOS PEDAZOS CAEN, MIS MANOS QUE TE SUELTAN POR MIEDO A FRACASAR, LA VIDA ME ENSEÑO, QUE NO HAY MAS DE UN ADIÓS. Y EN EL CRISTAL MI VIDA, SIEMPRE TE GUARDÉ. HOY ARMO MI CAMINO Y A LA CUENTA DE TRES YO BRINDO POR TU AMOR, ESTUPIDA RAZON.

No hay comentarios: