martes

¿Quien sabe? Alicia, este país no estuvo hecho porque sí, te vas a ir, vas a salir... Pero te quedas... ¿Dónde más vas a ir? Y es que aquí el trabalenguas, trabalenguas, y el asesino te asesina y es mucho para ti. Se acabó ese juego que te hacia feliz. No cuentes lo que viste en los jardines, el sueño acabó, ya no hay morsas ni tortugas. Un rió de cabezas aplastadas por el mismo pie, juegan cricket bajo la luna. Estamos en la tierra de nadie, pero es mía. Los inocentes son los culpables dice su señoría, el rey de espadas. No cuentes que hay detrás de aquel espejo, no tendrás poder, ni abogados, ni testigos. Enciende los candiles que los brujos piensan en volver a nublarnos el camino. Estamos en la tierra de todos, en la mía. Sobre el pasado, y sobre el futuro, ruinas sobre ruinas... querida Alicia.

No hay comentarios: