viernes

Sin vivir al compás del minutero...

Perdiendo al fin, la noción del tiempo.

No hay comentarios: